Logotipo-Visión-Consciente

En este artículo vamos a tocar un tema del que no se suele hablar mucho: la repercusión de la alimentación para mejorar la vista.

 

Alimentarte bien

 

Sí, verdaderamente nuestros ojos son una parte de nuestro cuerpo físico y, como tal, necesitan alimentarse bien realizando comidas sanas ¿no lo están con nuestra alimentación habitual?

Pues lamentablemente hemos de decir que no, ¿y cómo es eso?

Un hecho importante, y generalmente desconocido, es que debido a los procesos industriales de producción de alimentos, a la esterilización que sufre gran parte de nuestro suelo y a la aparición de alimentos transgénicos o derivados de estos, resulta casi imposible encontrar alimentos que incorporen toda la riqueza alimenticia que poseían hace tan solo cincuenta años.

En el caso de los oligoelementos, sencillamente esta riqueza ya no se encuentra o lo hace en proporciones demasiado bajas para cubrir nuestras necesidades vitales en su totalidad.

 

¿Qué repercusión tiene realizar comidas sanas para mejorar la vista?

Los ojos tienen sus propias necesidades, que no siempre coinciden con las de nuestro cuerpo en general.

 

Las Vitaminas

 

Los Minerales

 

Cómo mejorar la vista realizando comidas sanas

Hábitos Alimenticios Saludables:

Habitualmente se considera la alimentación como un espacio que solamente atañe a la comida física, pero hay otros aspectos que influyen directamente en ella:

Así, la experiencia nos demuestra que una comida realizada con prisa, “un tentempié”, puede resultarnos dañina. También, cuando una persona está pasando por una crisis emocional o padece de grandes preocupaciones, come sin ganas e incluso se le forma “una bola en el estómago”

 

¿En qué consiste realizar comidas sanas?

Todos sabemos que existen numerosos planteamientos a cuál más “sano”, pero su misma existencia nos habla de que no hay un consenso en cuanto a una alimentación netamente superior a las demás. Sin entrar en el contenido vitamínico o nutricional de cada alimento en cuanto a la salud ocular, podemos citar algunas “reglas de oro” generales que atenderán nuestras necesidades:

 

Alimentos sanos

 

El Tipo de Alimento

 

Durante el Acto de Comer

 

La Importancia de la Digestión

 

Un Ayuno Semanal

 

El Descanso

 

Los Complejos Vitamínicos: Complementos para las Comidas Sanas

Para mayor información sobre la alimentación sana recomendamos la lectura del libro “Curso Práctico de Recuperación Visual” o el Curso Práctico para Eliminar la Presbicia de Manuel Palomar que ha servido de base para este artículo. También es interesante el libro “El Arte de Saber Alimentarte” de Karmelo Bizkarra.

Asimismo recomendamos visitar la Casa de Reposo “Los Madroños” de Almudena Moreno o al Centro de Salud Vital Zuhaizpe, de Karmelo Bizkarra.

Queremos finalizar informándote de que nosotros no somos médicos ni tenemos ninguna formación académica médica. El Método V.E.R. de Visión Consciente es una Terapia Natural que no sustituye ni excluye la atención o el tratamiento médico o farmacológico convencional prescrito por profesionales sanitarios. La mayoría de este texto ha sido extraído del libro "Curso Práctico de Recuperación Visual" de Manuel Palomar..

El Mecanismo de la Visión

Muchos de los aspectos necesarios para la vida y el correcto funcionamiento de nuestros órganos, se realizan de forma automática. Así, el ojo tiene un conjunto de mecanismos reflejos que hacen que la visión resulte correcta de manera natural.

 

Tensión mental (estrés)

 

Estos mecanismos son interferidos cuando existen tensiones de carácter físico y mental, ya que a la comunicación inconsciente entre ojo y cerebro, a través del nervio óptico, se superponen las órdenes mentales que suministramos, ya seamos conscientes de ello o no. El estrés en que vivimos se encuentra detrás de estos tipos de tensión que tantos padecemos.

Estas órdenes son más evidentes cuando elegimos mirar a un objeto u otro, y menos cuando lo que ocurre es que tenemos una “ansiedad” por ver; es el caso de alguien que está enfrascado en un trabajo en el ordenador, frecuentemente deja de parpadear aunque sus ojos se lo estén reclamando: deja de sentirlos.

 

Influencia de la Tensión Física y Mental

 

Estrés

 

La Tensión Física

La Tensión física contractura nuestros músculos oculares volviéndolos torpes para la labor que han de realizar. Al igual que padecemos dolores físicos debidos a contracturas musculares, así nuestros ojos padecen los mismos problemas, con la salvedad de que esto influencia directamente su capacidad de adaptarse a las necesidades de nuestra visión.

 

La Influencia de la Tensión Mental: El Deseo de Ver

La tensión mental se produce por estrés o por el deseo inconsciente de ver. El ojo recibe una serie de percepciones neutras que transmite al cerebro y éste es el que las interpreta asociándolas a un concepto: mesa, silla, montaña… La interpretación de estos estímulos es ajena al ojo y por eso diferenciamos entre visión natural y el deseo de ver.

Un ejemplo muy claro de esto es cuando alguien busca un objeto en un cajón y no lo ve a pesar de estar ahí. Esto es debido a que el ojo envía la información visual al cerebro de forma completamente neutra, pero el cerebro es el que la interpreta.

El deseo de ver, por definición, indica la existencia de tensión pues introducimos el componente mental en algo que se realiza de forma natural. Muchas de las problemas para ver de cerca o de lejos, no se producen por anomalías en el órgano físico (los ojos están bien, no tienen ningún tipo de deterioro), sino que suceden al existir un alto componente de tensión en los músculos externos e internos del ojo, que deforma el globo ocular afectando a su longitud, y por lo tanto, a la perfección de la imagen proyectada en la retina.

 

El Método V.E.R. de Visión Consciente y su capacidad para eliminarlas

Las primeras clases del Curso, hacen especial hincapié en los ejercicios de distensión. Estos ejercicios conllevan la relajación del cuerpo físico y una mayor conciencia sobre las tensiones que hay en él.

Simultáneamente, se practican ejercicios de sensibilización a los ojos. Así nos damos cuenta de las tensiones que les afectan ya sean físicas como mentales, y aprendemos a reconocerlas y trabajar sobre ellas.

Los ojos son unos grandes desconocidos; los tenemos, utilizamos, pero no somos conscientes en absoluto de su presencia. Mediante estos ejercicios específicos, podemos comenzar a sentir su posición, sus ejes, su tensión, su peso… lo que nos ayudará a corregir voluntariamente cualquier situación que deteriore nuestra visión, y por supuesto, a tratar mejor estos órganos.

La importancia del trabajo con ambas tensiones se encuentra reconocido en los Cinco Pilares sobre los que se asienta el Método V.E.R. de Visión Consciente.

Mediante el Método V.E.R. de Visión Consciente aprendemos a valorar nuestros ojos. Reconocemos estas tensiones y las suavizamos, permitiendo que sus mecanismos automáticos y reflejos puedan ajustarles directamente, sin interferencias, mejorando así nuestra visión.

El Método V.E.R. de Visión Consciente se basa en Cinco Pilares que le aportan su cohesión y eficacia:

1. Nutrición y Purificación
2. Distensión
3. Tonificación
4. Acomodación perfecta y
5. Sensibilidad

 

Los 5 pilares de Vision Consciente

 

Veamos detenidamente cada uno de estos puntos:

 

1.    Nutrición y Purificación:

 

2.    Distensión: se trata de alcanzar una apropiada relajación física y ocular.

 

3.    Tonificación: mediante la tonificación de los músculos oculares desarrollamos una musculatura fuerte y flexible que puede responder con eficacia a las finísimas reacciones reflejas de acomodación y convergencia de los ojos.

 

4.    Acomodación Perfecta: los ejercicios de acomodación son de vital importancia, pues facilitan la respuesta justa para lograr una visión correcta de los objetos.

 

5.    Sensibilidad: consiste en llegar a sentir nuestros propios ojos, siendo capaces de apreciar su peso, forma, tensión, posición… así reconoceremos al momento cuando se encuentran en la mejor situación para ver correctamente.

 

Este método incorpora además mediciones mensuales del avance obtenido, lo que permite al alumno concienciar su propia evolución y motivarse.

Otra aportación del método es el trabajo en equipo que incide en el mismo aspecto. Así es más fácil seguir los ejercicios cuando se tienen compañeros cuyos avances confirman también el éxito del método. El trabajo en equipo es altamente motivador.

Se incluyen además ejercicios con el cuerpo etérico que contribuyen a un mayor conocimiento de nuestro estado visual además de tonificar nuestros ojos y aportarles la maravillosa energía de la vida.

La metodología utilizada, los Cinco Pilares para alcanzar una visión correcta, se complementa con la necesidad de crear hábitos saludables para ver bien que nos permitan mantener los progresos alcanzados.

Si un alto número de personas anduviera por el mundo con audífonos, aún desde pequeños, diríamos que algo no va bien… tendríamos que estudiar la causa de tan alta situación de prótesis auditivas. Pero ¿por qué nos hemos acostumbrado a ver a tantas personas, jóvenes y niños con prótesis oculares (gafas, lentillas…)? Ya no nos llama la atención esta situación, y además hasta el mercado ha creado una auténtica gama de ofertas en ello. ¿No es un despropósito? Meditémoslo…

Manuel Palomar, en su libro “Curso práctico de recuperación visual”, nos habla de esto y de que el uso de lentes no es la solución natural. La sociedad se aleja de lo natural y es necesario volver a confiar en el poder regenerador de la propia naturaleza.

Al alejarnos de la Naturaleza, los seres humanos hemos ido perdiendo hábitos naturales y saludables… también a nivel de este sentido tan importante que es la vista.

Manuel Palomar nos propone un método sencillo pero a la vez objetivo, sintético y claro para ir recuperando nuestra visión de manera natural.

Manuel Palomar nos dice que:

Si se trabaja en profundidad, este método comporta un cambio de conciencia. La vista mejora, pero también surge una nueva forma de vivir la vida"

¿Cuáles son los pilares sobre los que se asienta este método de Método V.E.R. de Visión Consciente?

  1. El primero es la nutrición y purificación. En un gran porcentaje, nosotros somos lo que comemos. Y nuestrosojos resisten más las tensiones cuando están bien nutridos.[
  2. El segundo es la distensión corporal y ocular. La tensión es la causa principal de la mala visión, y nuestros ojos ven mal porque están tensos. Por lo tanto hemos de desbloquear las congestiones vitales y psíquicas de energía.
  3. El tercer pilar es la tonificación. Los músculos que mueven nuestros ojos necesitan estar fuertes y elásticos para poder responder a las reacciones reflejas de acomodación de distancias y convergencia de ambos ojos en el proceso de ver.
  4. El cuarto pilar es la perfecta acomodación a cualquier estímulo que llegue a nuestros ojos.
  5. Y el quinto pilar es la sensibilidad discriminativa. Necesitamos ser sensibles a nuestros propios ojos para captar su vida, ritmos y demandas. Aprendemos a enfocar más nuestra atención a los propios ojos que a lo que estos ven.

Manuel Palomar

También Manuel Palomar nos ofrece en su libro ejercicios de purificación, distensión, sensibilidad, tonificación y acomodación.

Nos habla en profundidad sobre

Con los ejercicios, nos dice Manuel, vamos ganando agudeza visual y con unos buenos hábitos, afianzamos este progreso.

El método que nos ofrece este libro de recuperación visual es totalmente objetivo y no falla si se practica bien.

Por sí mismo, el libro no es un curso, es decir, necesitamos la ayuda y dirección de un monitor del Método V.E.R. de Visión Consciente para que nos guíe y ayude a encontrar el profundo sentido práctico del Método; pero nos servirá de apoyo inestimable.

Se incluye la ayuda de un vídeo/DVD, que el propio Manuel Palomar va dirigiendo, para hacer más fácil la traducción apropiada de los ejercicios más importantes, y que podemos utilizar cuando estemos en casa.

Índice

Prólogo a la primera edición

Prólogo a la segunda edición

Cap. 1 Metodología

Cap. 2 Anatomía

Cap. 3 Defectos visuales

Cap. 4 Nutrientes oculares

Cap. 5 Ejercicios de purificación

Cap. 6 Ejercicios de sensibilidad

Cap. 7 Dimensiones oculares

Cap. 8 Ejercicios de tonificación

Cap. 9 La Visualización

Cap. 10 Ejercicios de Acomodación

Cap. 11 Los hábitos y para-hábitos

Capítulo 12 Ensayo a distancias lejanas

Cap. 13 Técnicas avanzadas de recuperación

Cap. 14 Las tablas de ejercicios

Cap. 15 Las mediciones

Cap. 16 Postura y entorno visual

Cap. 17 La socialización de la recuperación visual

Apéndice

Bibliografía

El único programa de ejercicios existente desarrollado específicamente para la eliminar la presbicia (vista cansada)

Manuel Palomar, autor del libro “Curso práctico de recuperación visual”, acaba de sacar a la luz el libro “Curso práctico para eliminar la presbicia”. Como bien nos dice Manuel, este curso es una importante herramienta porque, a partir de los 40 años de vida, las personas nos vemos afectadas por el problema de ver mal de cerca, a excepción de los muy miopes. Y nos añade que “la presbicia no existe porque es problema con solución, sólo existe ignorancia o pereza”.

La presbicia produce dificultad para enfocar de cerca. Es debida a la disminución de la capacidad de acomodación del ojo, lo que provoca una pérdida del poder para enfocar objetos cercanos. Generalmente la presbicia comienza alrededor de los 45 años y sus síntomas van a más progresivamente hasta aproximadamente los 60 años. Este déficit de enfoque cercano se acentúa aún más en condiciones de baja luminosidad.

Pero ¿cómo se produce la acomodación? El ojo tiene dos medios de refracción para enfocar a distintas distancias: la córnea y el cristalino. La curvatura de la córnea permanece constante durante la acomodación; sin embargo el cristalino es el que tiene cambios de curvatura para acomodar las distancias. Y esto lo consigue el cristalino gracias a los músculos ciliares, que modulan la forma de estas lentes.

Con la edad el cristalino aumenta de grosor y aumenta la curvatura de su polo anterior. Con esto, el trabajo de los músculos ciliares que modulan el cristalino es ineficaz.

Con el Método V.E.R. de Visión Consciente podemos superar la presbicia.

Para tener éxito en el resultado y recuperar nuestra visión clara, es necesario cumplir la práctica sistemática de las tablas por sólo unos meses. A esto hemos de añadir la práctica intensa de buenos hábitos de visión sugeridos en el libro, así el progreso será espectacular.

No olvidemos que los ojos son los órganos que más utilizamos, pues la vista es el sentido más valorado hoy en día y el que la humanidad cree más importante para desenvolverse en la vida, pero incongruentemente, son los órganos más desatendidos.

El método que Manuel Palomar nos presenta en este libro es totalmente objetivo, progresivo, integrador, ritualizado y generalizador.

Con mediciones periódicas, mensuales, verificamos los progresos en la eliminación de la presbicia.

Cada ejercicio sirve de base para los siguientes.

También trabajamos factores de salud, psíquicos y mentales.

Los ejercicios se presentan en tablas secuenciales, programados en un orden previsto, en tiempo detallado, y repitiendo cíclicamente un proceso varias veces durante ese tiempo.

Los hábitos de visión que aprendemos al mismo tiempo que realizamos las tablas, nos permiten vivir las diferentes actitudes, sensibilidades y reconocimientos habidos en una tabla, a lo largo de todo el día.

Los ejercicios integrados permiten que lo que se practica en una tabla sirva de base para contener en la siguiente otros campos de atención y funcionalidad. También, al exigirnos ser muy conscientes de lo que hacemos, la mente lo reconoce y se graba mejor en el cerebro, afianzándose más las conexiones neuronales.

El método es ritualizado porque se consigue el adiestramiento y asentamiento de los procesos visuales con que se gana en nitidez. La repetición de los ejercicios nos lleva a obtener nuevas y conscientes conexiones neuronales, propias del proceso visual correcto.

No podemos dejar de resaltar la importancia de la alimentación, pues esta influye directamente en la visión, que necesita unos nutrientes mínimos.

Los objetivos de las tablas de ejercicios son:

Nos dice Manuel Palomar que “una vez conocida la existencia de este método, sólo tendrán presbicia aquellos que tengan pereza”.

 

Índice

Prólogo

Introducción

  1. El Método que vamos a seguir

    • Objetivos de las tablas de ejercicios
    • Factores psicomentales con que trabajar
  2. Anatomía Ocular

    • Esquema ocular (corte sagital antero-posterior)
    • Párpados
    • Conjuntiva
    • Aparato lagrimal
    • Globo ocular
    • Cristalino
    • Humor acuoso
    • Cuerpo vítreo
    • Retina
    • Los músculos oculares externos
    • Tensión mental y reacciones reflejas
  3. Nutrición Ocular

    • Antioxidantes
    • Vitaminas del grupo B
    • Ácido fólico
    • Ácidos grasos esenciales
    • Inositol y colina
    • Minerales
    • Hábitos alimentarios saludables
  4. Fisiopatología de la Presbicia

    • Qué es la presbicia
    • Cómo se produce la acomodación
    • Cómo se produce la presbicia
  5. Ejercicios de Purificación

    • El salpicado
    • El neti
    • La excitación de las fosas nasales
    • Baño ocular
    • Baño solar
  6. Distensión y concienciación de las dimensiones oculares

    • Qué es la tensión
    • Las tensiones visuales
    • Ejercicios de desbloqueo
    • Oscuridad
    • Orientar los ojos a lo lejos
    • Forma de los ojos
    • Volumen de los ojos
    • Vacaciones mentales-visuales
    • Pulsaciones
    • Expansión
    • Ubicación actual
    • Ubicación correcta de los ojos
    • Percepción retinal
    • Curva de agudeza visual
  7. Tonificadores oculares

    • El cuerpo etérico
    • Salto cerca-infinito y variantes
    • El palmeo
    • El parpadeo
    • El barrido cerebral
  8. Hábitos para mejorar la visión

    • Creatividad
    • Salto cerca-lejos
    • Contracciones
    • Danza focal
    • Conciencia retinal
    • Oscilación
    • Ubicación correcta
  9. Material con que trabajar en el curso

    • Lota para purificación nasal
    • Tablilla de madera para soporte del texto de lectura
    • Pelota blanda
    • Globo para modular el globo ocular
    • Varilla
    • Hojas de lectura con letra U muy grande
    • Hojas de lectura con varios tamaños de fuente
    • Lámpara de 100w
    • Globos para ojo retinal
    • Tela o pancarta para el fondo contrastado
  10. Sobre mediciones y socialización

    • Las mediciones
    • La socialización
  11. Tablas de 40 minutos

    • Tablas de la 1 a la 9
  12. Tablas de 70 minutos

    • Tablas de la 1 a la 9

Bibliografía

Nuestros ojos físicos son unos órganos maravillosos que la Naturaleza nos ha dado para poder percibir lo que se encuentra fuera de nosotros, en nuestro entorno. ¿Por qué cuando sentimos incertidumbre sobre algo, decimos que “no lo vemos claro”?

Libro Mejora tu Vision de Martin Brofmann

Ya el doctor Bates (que fue el primero en decir que la visión ocular se podía corregir de forma natural) hablaba de que todos los problemas de visión vienen acompañados por un estado mental determinado; y se ha ido comprobando posteriormente que así es y, además, que nuestro modo de ser tiene influencia directa con nuestro modo de ver.En nuestra forma de expresarnos y hablar, demostramos que en los procesos de percepción no solo intervienen factores físico-anatómicos, sino que también lo hacen nuestras emociones, sentimientos, pensamientos, creencias, nuestro estado de conciencia, etc. Esto es lo que Martin Brofman nos desarrolla en su libro “Mejora tu visión” – “Una guía interior para verlo todo más claro”.

La tensión corporal y mental afecta directamente a los ojos, tensionándolos, tironeándolos, dando como consecuencia problemas de visión. Una forma defectuosa de respirar provoca tensión y por lo tanto afecta a nuestros ojos. Una falta de fluidez a la hora de expresar nuestras emociones y sentimientos también afecta a nuestros ojos. El miedo nos paraliza para realizar los cambios necesarios que nos permitan amoldarnos a las diferentes situaciones de la vida… y esto establece rigidez en nuestros músculos y finalmente mala visión.

Martin Brofman nos dice que:

Fotografía de Martin BrofmanEl éxito sólo llega en la medida en que la persona está dispuesta a realizar los cambios necesarios en su conciencia, en su forma de ser, en la manera en que afronta la vida.»

Cada persona tiene una particularidad, personalidad y forma de percibir el entorno, por ello hay distintas afecciones oculares: miopía, hipermetropía, astigmatismo, presbicia o vista cansada, ojo vago… Para sanar, algo ha de cambiar; ese “algo” que nos opaca y no nos deja ser quieres realmente somos.

Por eso Martin Brofman nos habla de “volver a la claridad”, es decir, conquistar nuestra forma cristalina de ser, ser transparentes, coherentes, para mostrar al mundo quienes somos realmente… y eso se puede lograr, si quieres y trabajas para conseguirlo.

Podemos aprender a utilizar nuestra mente como una herramienta que nos permita realizar cambios en nuestra manera de ser y en nuestro cuerpo.» description=»Según las creencias mentales que tengamos vamos a elegir nuestras percepciones, que conllevan una serie de emociones y sentimientos y que van creando nuestra realidad. Si reprogramamos nuestra mente, nuestras creencias, si hacemos inventario y retiramos aquellas que no nos sirven, iremos cambiando nuestro estado de conciencia, nos permitiremos diferentes percepciones y nuestra realidad cambiará.

¿Estás a gusto con la que tienes? ¿Cuál es tu verdad? ¿Te atreves a mirar sin miedo lo que la vida traiga? ¿Estás dispuesto a reflexionar tu vida y aceptar nuevas formas de pensar y ver más claras? En la medida en que nuestra vida sea más limpia, nuestra visión se aclara y somos más libres, pues lo que opacaba nuestra conciencia se va disipando porque lo comprendemos y estamos dispuestos a realizar un cambio en nuestra forma de pensar, percibir, sentir y actuar.

Y para todo esto no hace falta mucho tiempo, simplemente decidir que AHORA estamos ya en una nueva realidad y ¡que todo es real! Nuestros pensamientos positivos y alentadores, nos permitirán disfrutar del proceso y nos damos cuenta de que es más fácil de lo que pensábamos.

«Cada uno de nosotros crea su propia realidad”. ¿Cómo quieres que sea la tuya?»

Índice

1ª PARTE – SER Y VER

2ª PARTE – USA TU MENTE COMO UNA HERRAMIENTA

3ª PARTE – OTRO MODO DE VER

4ª PARTE – EJERCICIOS

5ª PARTE – PROGRAMA DE DOS MESES

6ª PARTE – CAOS CON FINAL FELIZ

Este libro, con DVD incluido, de Carme Llimargas nos lleva, de un modo sencillo y ameno, a profundizar en el hecho de que para sanar nuestra vista hemos de sanar nuestra vida. El “punto de vista” que tenemos sobre las cosas incide directamente en la forma de ver. Los ojos son el espejo del alma, ¡un reflejo de nosotros mismos!

Como ves abre los ojos y mira portada del libroEl hecho de afirmar que la visión se puede mejorar, incluso llegar a sanar, no es nada nuevo, pues hace milenios que en Yoga se practican ejercicios específicos para mejorar la agudeza visual.

Nos dice que, más recientemente, el Dr. William Bates, a principios del siglo pasado y tras amplias investigaciones, afirmó que era posible mejorar la visión deficiente que, de hecho, ésta no era originada por factores mecánicos sino por la combinación de respuestas físicas, emocionales y mentales a una situación de estrés.

El hecho de ver claro fuera está íntimamente ligado con el hecho de ver claro dentro.

Ya sabemos científicamente que el cerebro se comunica químicamente, no eléctricamente,  llegando esta química, unida al pensamiento,  a todos los rincones del cuerpo. Estos mensajeros químicos son los neuropéptidos y su función es la de comunicar las respuestas del cerebro –sensaciones, creencias e intenciones- por todo el cuerpo. Estas moléculas pensantes fueron descubiertas en el sistema inmunitario, esto quiere decir que las células del sistema inmunitario pueden pensar y sentir y que si nosotros estamos contentos, nuestro sistema inmunitario también lo está. Así, nuestras emociones y sentimientos afectan o influyen también  en nuestra visión. Por ejemplo, si me siento feliz y contenta, expansiva, mi visión se amplía. Si tengo miedo, veo con miedo.

Carme nos habla de los ojos y su función física. Son dos órganos muy dúctiles, ya que están compuestos por más del 70% de agua.

Los músculos oculares modifican los ojos e intervienen en los procesos de enfoque. El estrés ocasiona tensión en ellos afectando al globo ocular. Los ojos son como cámaras de vídeo que captan las imágenes, luego procesa el ordenador central, que es el cerebro.

Lo ideal es que nuestros ojos tengan forma redonda, para que la imagen se proyecte en la retina y no fuera de ella.

Nos afirma Carme que la visión es un proceso multidimensional, que afecta y es afectada a su vez, por nuestros pensamientos, emociones y por nuestra personalidad. Cada síntoma de visión se ha podido relacionar con un determinado modo de ser, con una personalidad.  Por ejemplo, todas las personas que padecen miopía tienen un rasgo de personalidad similar.

La disfunción visual empieza cuando nos desequilibramos, cuando perdemos la armonía, cuando, de algún modo nos “perdemos de vista”.

La causa suele ser un estrés emocional debido a una experiencia traumática. Muchos problemas visuales son el resultado de evitar mirar algún aspecto de nuestra vida.

Nos dice Carme que para clarificar la visión hemos de realizar un trabajo holístico desde los tres campos principales de actuación del ser humano: el físico, el mental y el emocional…abriéndonos a nuevas ideas y realidades.

Nos recuerda que somos seres de energía y que podemos crear nuestra propia realidad, nuestra verdad. Tener en cuenta nuestras decisiones, pensamientos, cuidar las imágenes mentales, pues ayudan a crear nuestra realidad; utilizar adecuadamente nuestras palabras, saber qué programas mentales tenemos, creados a lo largo del tiempo y en base a creencias y propias experiencias; atentos a nuestros miedos, que atraen lo que no queremos.

Todo esto va creando nuestro propio campo energético, nuestra vibración, nuestro “color”, en definitiva nuestro “filtro coloreado” que nos hará ver el mundo de ese mismo color particular.

Entonces, si hemos creado nuestra realidad… ¡también podemos cambiarla!

Decidirnos a hacer un cambio y establecer un objetivo, confiar y darnos razones para creer que se puede, afianzar el trabajo e identificarnos con el resultado.

Pensar en positivo, aprender a relajarnos y liberar la tensión que creó el síntoma visual. Carme nos habla de las diferentes referencias emocionales de varios síntomas de visión: miopía, hipermetropía, presbicia, astigmatismo, catarata, desprendimiento de retina, daltonismo, moscas volantes, glaucoma, ojo vago, ojo seco, estrabismo, queratocono, fotofobia, retinosis pigmentaria, conjuntivitis, ojos rojos, degeneración macular, orzuelos, ceguera.

Nos dice Carme que ver claro de nuevo significa retomar las riendas de nuestra vida, ser nosotros mismos, sentirnos libres de expresar al mundo quienes somos, sin miedos ni culpas.

INDICE

Prólogo

Introducción

Información biográfica

El ojo y su función física

El concepto Holístico

El proceso para el cambio

Aprende a relajarte

Sana tu Vista, Sana tu Vida

La metáfora del síntoma:

¿Comprender o “darse cuenta”?

Retomar las riendas – Sentirse Libre

Conclusión

Ejercicios para mejorar la vist

Top chevron-upmenu-circlecross-circle linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram